Comunicación

Los Grupos de Edad pusieron el colorido, las ganas y la emoción en el Mundial de Avilés

Las pruebas de los Grupos de Edad fueron el plato fuerte del día de hoy en el Campeonato del Mundo de Duatlón de Avilés, después de la jornada estelar del sábado. Durante toda la mañana, mucho colorido, variados idiomas y emoción a raudales tanto entre el público de Avilés,  que no quiso perderse esta prueba, como en los participantes y en sus familiares.
  • Los Grupos de Edad pusieron el colorido, las ganas y la emoción en el Mundial de Avilés
Las pruebas de los Grupos de Edad fueron el plato fuerte del día de hoy en el Campeonato del Mundo de Duatlón de Avilés, después de la jornada estelar del sábado. Durante toda la mañana, mucho colorido, variados idiomas y emoción a raudales tanto entre el público de Avilés,  que no quiso perderse esta prueba, como en los participantes y en sus familiares.

Los Grupos de Edad reunieron al mayor número de duatletas en cuanto a participación y ofrecen momentos absolutamente irrepetibles, como las entradas en meta de los deportistas de más edad. Por ello, el Centro Niemeyer fue un hervidero de personas de todas las nacionalidades desde primerísima hora de la mañana, ya que no sólo estaban los participantes sino también sus acompañantes.

De esta forma, a las ocho de la mañana, el Centro Niemeyer parecía Avilés en hora punta, con cientos de personas tomando café, visitando la zona expo o bien buscando la mejor ubicación para presenciar las salidas de la prueba de Grupos de Edad en la distancia sprint, que sería la primera en celebrarse en el día de hoy.

A nuestros intrépidos deportistas (433 hombres y 186 mujeres) les quedaban por delante 5 kilómetros de carrera a pie, 20 km de ciclismo y 2,5 km de carrera a pie. La organización dividió a los duatletas en cinco salidas (tres de chicos y dos de mujeres) y comenzó el espectáculo. Los más jóvenes pusieron un ritmo altísimo, mientras que los mayores vivieron la experiencia de otra forma. Precisamente en la llegada de los mayores se vivieron los momentos más emocionantes, con el público de Avilés, que volvió a responder de una forma excepcional, volcado en animarles. Los tres últimos deportistas en entrar en meta (entre ellos un avilesino, Rubén Nicieza) sumaban un total de 247 años.

La prueba de Grupos de Edad en distancia estándar comenzó a las 11:15 horas con 411 hombres y 143 mujeres, también divididos en varias salidas agrupados por franjas de edad. A esta hora el sol acompañaba en Avilés, a pesar de algunas nubes, y aumentaba la temperatura para realizar los 10 kilómetros de carrera a pie, 20 kilómetros de bicicleta y 5 de carrera a pie.

Como ya había sucedido en la prueba sprint los grupos más numerosos fueron los de España y de Gran Bretaña, que contaban con un nutrido grupo de acompañantes que se hacían ver y oír principalmente en su llegada a meta, en la que no faltaban las banderas (incluyendo la de Avilés) y las medallas. A su llegada todos los duatletas recibían de manos de un voluntario una medalla que certificaba su participación en el Mundial. El principal premio para todos ellos, el aplauso del público, muy cercano y cariñoso con los deportistas de todas las edades, y la satisfacción personal de haber cumplido un sueño. El próximo año, más.